Y AHORA QUE TODO SE DESVANECE…